La Mejor Forma de Hacer Kéfir en Casa | Las 5 Mejores Kefireras en 2023

El kéfir es una bebida probiótica que podemos elaborar en casa a partir de leche de vaca, cabra u oveja. También podemos utilizar leches vegetales o agua azucarada.

Se elabora a partir de unos gránulos de inicio, que son una combinación de bacterias y levaduras. Al interactuar con la leche, hacen una bebida ligeramente fermentada. La clase de kéfir que deseemos elaborar solo dependerá de nuestros gustos.

Su uso está muy extendido ya que sus beneficios son numerosos y poder prepararlo en casa, a nuestro gusto, es un punto a favor. Para ello nos serviremos de una kefirera, el recipiente ideal para elaborar nuestro kéfir en casa. El cultivo hidropónico también será interesante de cara a cultivar alimentos saludables en casa.

Kéfir en casa

Beneficios del Kéfir

Los beneficios del Kéfir son innumerables y estos son algunos de los mas destacables:

Lista de los beneficios del kéfir

· Mejora el sistema inmunológico

· Ayuda al proceso de la digestión

· Combate el Síndrome de Intestino Irritable

· Mejora los síntomas de intolerancia a la lactosa

· Sana la piel

· Mejora la absorción del calcio y detiene la degeneración ósea

· Regula la hipertensión

· Ayuda a bajar los niveles de glucemia

El Kéfir fortalece el sistema inmunológico

El kéfir es un alimento probiótico y por tanto ayuda a generar un equilibrio adecuado en la microbiota intestinal y aumentar las defensas inmunológicas.

El consumo regular de kéfir contribuye por tanto a aumentar nuestras defensas inmunológicas.

El Kéfir ayuda al proceso de la digestión

Tomar kéfir regularmente nos ayudará a regenerar parcialmente la flora intestinal. Esto facilitará la digestión y también eliminará los problemas de estreñimiento.

El Kéfir combate el Síndrome de Intestino Irritable

Su consumo es muy beneficioso para las personas con síndrome de intestino irritable. Al ser una bebida probiótica, aportará a nuestro organismo, una gran cantidad de bacterias beneficiosas para la microbiota intestinal. Esto es muy importante, ya que una microbiota sana fortalece las funciones del sistema inmunitario y reduce la inflamación. Todo esto nos ayudará a controlar los síntomas del colon irritable.

El Kéfir mejora los síntomas de la intolerancia a la lactosa

Hay muchas personas que no pueden tolerar los productos lácteos debido a que no pueden digerir la lactosa. Si ese es tu caso, tomar kéfir facilitará la descomposición de la lactosa (el azúcar que contiene la leche) y hará que sea mucho más fácil de digerir.

Kéfir preparado en casa

El Kéfir sana la piel

Como antioxidante natural ayudará en la formación de colágeno, proteína esencial que dará elasticidad a nuestra piel y mejorará su aspecto. El kéfir también nos puede ayudar si tenemos problemas de acné, controlándolo y en caso leves, paralizándolo.

Entre sus múltiples beneficios también está el fortalecimiento del cabello, su función desintoxicante, tratamiento complementario para la psoriasis o eccemas. También lo podremos utilizar contra problemas fúngicos como la candidiasis y como antiséptico para curar heridas.

Mejora la absorción del calcio

El kéfir también contiene vitamina K2 la cual es fundamental para mejorar la absorción del calcio. Si nuestro organismo consigue absorber mejor el calcio, tanto nuestra salud como la densidad de nuestros huesos mejorará notablemente.

Regula la hipertensión

Tomar kéfir de una forma habitual puede ayudar a reducir el riesgo de desarrollar hipertensión arterial. También hay estudios que demuestran que el sistema digestivo podría estar relacionado con el sistema nervioso. De esta manera al mejorar la microbiota con la ingesta de kéfir, se reduciría la presión arterial.

Ayuda a bajar los niveles de glicemia

Aunque el kéfir no pude eliminar los problemas de las personas diabéticas, sí puede ayudar a regular el nivel de glucosa en sangre. Para ello se recomienda tomar entre 120 y 130 mililitros al día arpoximadamente. El kéfir es una ayuda complementaria para controlar la diabetes.

¿Cómo se elaboran los diferentes tipos de Kéfir?

Como hemos dicho anteriormente, podemos elaborar nuestro kéfir preferido en casa con una kefirera que nos garantice su correcta elaboración y conservación. A continuación te explicamos los diferentes tipos de kéfir que pedemos hacer adaptándonos a nuestras preferencias.

También podremos preparar varias clases diferentes si en casa hay más de un aficionado a tomar esta saludable bebida.

Kéfir de leche

Para elaborar el kéfir de leche casero necesitaremos algunos nódulos de kéfir. Deberemos introducirlos en un tarro de cristal o plástico. Si tenemos una kefirera, será el recipiente ideal. En cualquier caso nunca deberemos utilizar ningún utensilio de de metal o de aluminio porque alteraría las propiedades de hongo.

A continuación añadiremos la leche, ya sea de vaca, de cabra, de oveja o de soja. Podemos elaborar nuestro kéfir con leche entera o semidesnatada, pero no debemos utilizar leche desnatada.

La cantidad de leche dependerá de la cantidad de nódulos que hayamos puesto. Por lo general se recomienda llenar el envase hasta la mitad o tres cuartas partes.

Kéfir de leche casero

Una vez hayamos añadido la leche, deberemos tapar el envase con un paño limpio. Es muy importante no cerrarlo con su tapa original pues no pasaría nada de aire y el sabor del kéfir sería demasiado agrio.

A continuación deberemos guardarlo en un lugar oscuro y dejarlo reposar durante 24 horas. El proceso de fermentación no se debe realizar en frío, por tanto no lo guardaremos en la nevera. Cualquier armario de la cocina nos servirá para que se lleve a cabo la fermentación de forma correcta.

Una vez transcurridas las 24 horas, cogeremos el recipiente del kéfir y colaremos la leche. Es muy importante recordar que el colador que utilicemos para el kéfir no puede ser metálico. Ayudándonos de una espátula de plástico o silicona, removeremos el hongo para extraer todo el líquido.

El líquido que extraemos es el kéfir y deberemos almacenarlo en otro tarro de cristal. Ahora ya tenemos listo nuestro kéfir casero. Su sabor un poco agrio agrada a muchos, pero si lo prefieres puedes añadirle azúcar o canela según tus gustos. Si lo prefieres más espeso, ponlo en la nevera durante unas horas.

Kéfir de agua

Esta es una deliciosa receta para preparar kéfir con agua. Para preparar un litro de kéfir necesitarás los siguientes ingredientes:

· 1 litro de agua reposada

· 3 cucharada de nódulos de kéfir

· 5 cucharadas de azúcar

· Medio limón

· Frutas deshidratadas

Kéfir de agua casero

En primer lugar verteremos el agua reposada (durante toda lo noche) en un recipiente de cristal de 1,5 litros. Añadiremos las 5 cucharadas colmadas de azúcar del cual se alimentarán los nódulos de kéfir. A continuación incorporaremos medio limón y las frutas deshidratadas que hayamos elegido (albaricoques, dátiles, pasas, ciruelas…)

Por último añadiremos los nódulos de kéfir y removeremos bien con una espátula de plástico, silicona o madera. Recuerda, nunca debemos utilizar ningún elemento metálico a la hora de elaborar nuestro kéfir casero.

Ahora que ya tenemos todos los ingredientes incorporados tendremos que tapar el tarro con un paño y guardarlo en un lugar oscuro. Una vez haya reposado un día retiraremos el limón y lo exprimiremos en el kéfir. Haremos lo mismo con las frutas deshidratadas que hayamos puesto.

Ahora sólo deberemos colarlo en otro tarro de cristal y ya estará listo para que podamos tomar nuestra bebida kefirada. Si preferimos un sabor más intenso, podemos dejarlo 2 o 3 días. De esta manera cada día su sabor será un poco más fuerte. Todo dependerá del gusto de cada uno

¿Cómo conservar el kéfir?

El kéfir se puede guardar en la nevera durante 4 o 5 días, siempre que lo pongamos en leche o en agua azucarada. Al estar en la nevera los nódulos fermentarán gracias al frío y se conservarán perfectamente. Si lo que necesitamos es conservar el kéfir durante más de una semana, lo mejor es recurrir a método húmedo.

Para ello pasaremos los nódulos por agua y los enjuagaremos muy bien. Luego los podemos colocar en un recipiente de cristal con agua mineral y azúcar o con leche. Y finalmente lo pondremos en la nevera y nos aguantará perfectamente hasta 10 días.

¿Se puede congelar el kéfir?

, el kéfir se puede congelar y no pierde ninguna de sus propiedades. De hecho es la mejor forma para conservarlo si queremos conservar los nódulos durante un largo periodo.

Pare ello deberemos colar la leche del kéfir y quedarnos solo con los nódulos. Deberemos limpiar bien los nódulos con abundante agua para eliminar totalmente cualquier rastro de leche. Luego los dejaremos que se sequen por completo sobre un paño.

Una vez secos introduciremos los nódulos en un recipiente hermético y luego éste en otro de mayor tamaño. Haciendo esto conseguiremos crear un ambiente totalmente aislado para que el frío no perjudique los hongos de los nódulos.

Cuando queramos utilizar los nódulos de kéfir nuevamente deberemos descongelarlos a temperatura ambiente. Una vez que se hayan descongelado, los meteremos en un recipiente con leche o agua azucarada para que fermenten de nuevo. Cada día añadiremos un poco más hasta que los nódulos recobren su volumen. Ahora ya tendremos nuestros nódulos listos para hacer de nuevo kéfir en casa.

¿Por qué utilizar una kefirera?

Como hemos visto elaborar kéfir es una tarea bastante sencilla pero requiere ser muy meticuloso. No deberemos utilizar ningún elemento de metal ni para su envasado, ni para removerlo o colarlo. Una kefirera nos resultará muy práctica pues es el envase ideal para hacer nuestro kéfir. Además existen kits con todo lo necesario para su elaboración, lo cual nos resultará muy práctico y obtendremos unos resultados perfectos.

5 Mejores Kefireras en 2023

Kefirera Pack KEFIRKO

Ver en Amazon

KEFIRKO nos presenta el set ideal par hacer Kéfir de Leche o Kéfir de Agua en casa. Incluye dos tarros de vidrio de 848 ml y 1,4 L. Una tapa transparente y también una tapa colador para facilitar la elaboración de nuestra bebida. También una pequeña espátula giratoria y un palito removedor. En el caso de que lo hagamos con agua nos resultará muy útil el pequeño exprimidor para obtener el jugo del limón y de las frutas deshidratadas. Por si esto fuera poco, en el set viene un libro de recetas con el que podremos hacer deliciosas variantes de nuestro kéfir en casa. La Kefirera está disponible en varios colores.

PROS
  • Incluye espátula giratoria y palito removedor
  • Exprimidor
  • Tapa colador
  • Capacidad 848ml y 1,4L
  • Libro de recetas
  • Fabricado con materiales libres de BPA
Comprar en Amazon por 40,00 €

Tarros Grandes de Cristal Kéfir myFERMENTS

Ver en Amazon

Con estos tarros de cristal podrás elaborar deliciosas kombuchas, kéfir, leche vegetal, queso fresco… Sus paños son ideales para colar la leche y lo suficientemente grandes para elaborar lo que prefieras. Su boca ancha de 10 cm nos resultará más cómoda y la rapidez de la fermentación será mayor. Incluye también dos tapas por si también quieres darles uso como tarro de almacenamiento. Tienen una capacidad de 4,5 litros y una dimensiones de 26cm de altura y 15cm de diámetro máximo.

PROS
  • Gran capacidad (4,5L)
  • Boca ancha de 10 cm
  • Paño para filtrar la leche
  • Apto para hacer kéfir, kombuchas, leches vegetales, queso fresco…
Comprar en Amazon por 26,87 € (13,44 € / unidad)

Kit de iniciación Kéfir de Agua KEFIRKO

Ver en Amazon

Una Kefirera para iniciarnos en el kéfir de agua. Este kit fermentador de KEFIRKO está hecho de vidrio y plástico libre de BPA y permite una limpieza sin esfuerzo ya que todo se puede poner en el lavavajillas. Los gránulos KEFIRKOWATER KEFIR son orgánicos y certificados garantizando así su alta calidad. Para elaborar 1,2L de kéfir será suficiente con 2 grs de gránulos. Prepara tu delicioso kéfir de agua añadiendo azúcar, limón y las frutas deshidratadas que más te gusten.

PROS
  • Fabricado en vidrio y plástico libre de BPA
  • Se puede lavar en el lavavajillas
  • Tapa de seguridad para evitar impurezas
  • Sobre de gránulos orgánicos certificados
Comprar en Amazon (ver precio)

Kit Elaboración Kéfir y bebidas Probióticas myFERMENTS

Ver en Amazon

Con un bote de casi 4 litros y 6 frascos de 750 ml, podremos preparar kéfir casero para toda la familia. Los frascos tienen cierre mecánico y de porcelana para asegurar que no se pierdan sus propiedades o se derrame. Incluye un embudo de 10 cm de diámetro que nos facilitará el trasvase del tarro a las botellas y además una muselina para filtrar el kéfir. Este pack para la elaboración de bebidas fermentadas esta fabricado con productos libres de plomo y de primera calidad.

PROS
  • Bote de 3,7L y 6 botellas de 750ml
  • Cierre mecánico de porcelana
  • Embudo de 10 cm de diámetro
  • Elaborado con productos de primera calidad
Comprar en Amazon por 33,99 €

¿Sabes hacer queso de kéfir?

Si nunca lo has hecho ahora te explicamos como elaborar un delicioso quedo de kéfir. Para elaborar esta receta partiremos de kéfir de le leche así que es recomendable mirar la receta de kéfir de leche antes des ponernos manos a la obra con el queso.

· Añadiremos 200 grs de nódulos de kéfir, un litro de leche, especias y hierbas aromáticas al gusto.

· Cerraremos herméticamente el tarro y lo dejaremos reposar a temperatura ambiente, en lugar oscuro durante 24 horas. Deberemos remover la mezcla cada 8 horas.

· Una vez haya reposado 24 horas, colaremos la mezcla para quitar los nódulos de kéfir. Seguidamente los introduciremos de nuevo en el recipiente y añadiremos mas leche para conservarlos.

· Pondremos la mezcla resultante en un paño o colador de tela para separar el suero de la cuajada y dejaremos que vaya cayendo en un recipiente. Verás que el kéfir empieza a soltar un líquido (suero) y que en el colador se queda una especie de crema.

· Nuestro queso crema de Kéfir ya esta listo para comer solo o untado en pan. Deberemos guardarlo en el refrigerador y nos durará unos 20 días y si decidimos congelarlo hasta 2 meses. ¿Te animas a probar el queso de kéfir casero?

Set para preparar Queso de Kéfir KEFIRKO

Ver en Amazon

Ya es posible disfrutar de deliciosos quesos hechos en casa. Simplemente tendremos que dejar el kéfir que acabamos de preparar, escurriendo en la cesta en el interior de la nevera. El queso será más compacto cuanto más tiempo lo dejemos resposar. ¡Queso probiótico puro! Este set para queso de kéfir incluye tarro de vidrio (compatible con el KEFIRKO KÉFIR MAKER), tapa, muelles de presión, cesta, anillo, manual de usuario en castellano. Además viene un completo libro de recetas en inglés pero con un enlace para descargarlo en castellano.

PROS
  • Podemos elaborar queso a partir del kéfir que hemos elaborado
  • También apto para preparar leches vegeta.es tés o café frio
  • Compatible con KEFIRKI KÉFIR MAKER
  • Apto para lavavajillas
  • Libre de BPA
  • Disponible en varios colores
Comprar en Amazon por 34,00 €

Nódulos de Kéfir de Leche KEFIRALIA

Este cultivo te permitirá obtener entre 0,5 y 1 litro de leche kefirada cada día. Con el paso de los días el hongo irá reproduciéndose, aumentando así la producción de kéfir casero y también poder compartir con nuestros amigos. Se incluye manual de cuidados y de producción de kéfir, además de un libro con deliciosas recetas. Producido y enviado desde España.

PROS
  • Garantizado microbiológicamente
  • Ahorra en probióticos fabricando tu propio kéfir
  • Manual de cuidados y elaboración de kéfir
  • Libro de recetas
  • Producido y enviado desde España (1-2 días)

Nódulos de Kéfir de Agua KEFIRALIA

100 grs de gránulos vivos de Kéfir que nos permitirán generar entre 1 y 2 litros de agua kefirada. Este cultivo contiene mayor concentración de levaduras y una microflora diferente al kéfir de leche. También incluye manual de cuidados y producción de kéfir en español y un completo recetario. Producido y enviado desde España.

PROS
  • 100 grs de cultivo vivo para 1-2 litros de agua kefirada
  • Ahorro en probióticos elaborando tu propia bebida
  • Manual de cuidados y elaboración del kéfir de agua
  • Libro de recetas
  • Producido y enviado desde España (1-2 días)

¿Cómo debo tomar el kéfir?

Para empezar la dosís recomendable es de 100 ml al dia. Poco a poco irás notando como mejora tu digestión. En ese momento podremos incrementar las tomas a 2 vasos de 250 ml durante la mañana. Es importante hacerlo en este horario pues los lácteos se digieren mejor durante las primeras horas del día.

Lo ideal sería tomarlo hasta 30 minutos antes de la comida o durante ésta, permitiendo de esta manera que sobrevivan mas microorganismos al proceso de digestión.

Si incluimos el hábito en nuestra rutina de tomar diariamente nuestro kéfir casero, muy pronto notaremos su acción sobre nuestro organismo. Esta leche fermentada rica en bacterias y levaduras probióticas nos proporcionarán una vida más sana.

En muy poco tiempo mejorará nuestra flora intestinal, veremos reforzado nuestro sistema inmunológico y mejorará el tránsito intestinal entre otras muchas propiedades. Y si además lo elaboramos nosotros mismos en casa, podremos hacerlo a nuestro gusto y además tener la garantia de un kéfir puro cien por cien.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *